(57+1) 445 8388 (57+1) 276 3119

Blog/Noticias

SALVO TU Y TU CASA

Muchas veces hemos oido la expresión: “la salvación es individual”, haciendo referencia a la salvación de cada persona al entregar su vida al Señor  y arrepentirse de sus pecados ante Dios, por medio del sacrificio expiatorio del Hijo, Jesucristo. Si bien lo anterior es cierto, cada creyente posee promesa para toda su familia en lo tocante a la salvación, Hechos 16:31. “Cree en el Señor Jesucristo y serás salvo tú y tu familia” Es muy difícil estar en medio de una familia que no ha sido salva. Pero es más complicado  no entender que nuestra familia tiene promesa para ser salva y el instrumento soy YO, para que  ellos lleguen a los pies del Señor.  Ellos esperan de mí un testimonio claro de  vida transformada por el poder del Evangelio.

Una actitud hacia  de integración y amor y no de críticas y rechazos. Jesús nos llamó a ser luz en medio de las tinieblas y sal de la tierra para preservar a los míos de caer en el pecado y se aparten del Señor.

 Como   la gran familia, no sólo espiritual, sino también en la carne. Durante esta semana, permitámosle al Espíritu Santo hablarnos de las promesa para la salvación de nuestra familia.

Hagamos el esfuerzo de aprender de memoria todas las citas bíblicas que tiene promesas para la salvación y restauración de muestra familia,  y comparta con los suyos su testimonio y las promesas que el Señor tiene para ellos. Ore por cada uno de sus familiares y comparta de una manera sabia el mensaje transformador del Señor Jesucristo.

La predicación sin palabras es la más efectiva en la comunicación del Evangelio. Quienes me rodean deben ser inspirados a seguir en los caminos del Señor, no por lo que les hablo sino por mi testimonio como Cristino, en el trato con mi cónyuge,

mis hijos, mi responsabilidad de atenderlos en sus necesidades  básica: comida, vivienda, ropa, educación y de compartir con ellos el amor que tengo de parte del Señor.

La fe no se hereda, la fe se inspira. Si soy adorador ellos serán adoradores, si oro ellos también lo harán, si soy fiel a mi Iglesia ellos se sentirán parte de ella como su familia espiritual. Si mis conversaciones son positivas, respecto a mi Iglesia, mis pastores, mis líderes y la comunidad como tal; ellos tendrán siempre un buen concepto de la vida Cristina y de la Iglesia.

 Nosotros como hijos de Dios no solo tenemos la responsabilidad de la familia biológica sino de la espiritual a quienes debemos cuidar como nuestros hijos espirales y darles testimonio de un Cristiano transformado y renovado.

No se ha podido encontrar

Lo siento, pero lo que buscas no está aquí.

Calendario

Agosto 2017
L M X J V S D
     
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  

Publicaciones recientes

Social media

Twitter

Google+